Cumplido mi permiso de paternidad, me reincorporo a mis quehaceres diarios, entre ellos, mi flexión abdominal tradicional por gentileza de JUANMARECA. Aquí van unas pocas más.