> Los gordos y el agua - El gordo cabrón

Los gordos y el agua

Existe la creencia de que a los gordos no nos gusta el agua, porque da mucha pereza ducharse al tener tanta superficie que frotar y algunas zonas resultan casi inaccesibles. También mucha gente cree, sin fundamento, que bebemos poca agua y que preferimos siempre refrescos azucarados o Colacao (¿quién no?). Pero lo cierto es que los gordos nos sentimos como peces en el agua; como barracudas, seguramente, pero felices y liberados. Porque en el agua nuestro peso desaparece y nos convertimos en seres etéreos.

Este fin de semana tengo previsto acudir a un parque acuático. Uno de esos con toboganes y piscinas de olas. En mi cabeza, rememorando recuerdos de juventud de cuando era un macho alfa hercúleo, los parques acuáticos representan la diversión en su estado primigenio. Embriagado por la expectativa me he sumergido en la web del parque y cotillear un poco para empezar a salivar con sus atracciones y el "planchazo" ha sido monumental al comprobar que muchos de sus toboganes tienen limitaciones de peso. La mayoría no son aptos para gente que pese más de 100 kg (peso 109) y en algunos incluso debes pesar menos de 90 kg. Aunque me pase esta semana de ayuno, me parece poco probable que pueda bajar esos 9 kg, así que ya puedo visualizarme flotando en la piscina de olas como una boya mientras veo, con los ojos encharcados, como todos se tiran por kamikazes y similares.

Los que caímos en la trampa de la felicidad gastronómica tenemos que pagar el precio de cargar con las limitaciones de un mundo diseñado para la gente "normal".

Existen los parques acuáticos para perros. Sin restricciones.

1 comentario:

  1. Hola!! Cuantísimo tiempo hacía que no leía tu blog. Soy Pili de "la cabra tira al monte", aunque ya he abandonado el blog por aburrimiento y porque peso más que cuando lo empecé.

    Tú no te podrás tirar de los toboganes acuáticos pero yo... tras años sin ir de camping, intenté cerrar la cremallera del saco de dormir (el mismo que tengo desde hace 25 años) y no me daba de ancho, no sabía si reír o llorar, jajajaja. ¿Habrá sacos de anchura XXL?

    Nada, que me alegro mucho de ver que alguien sigue escribiendo, además con gracia y salero.

    Hasta otra compañero!

    ResponderEliminar

Escribe aquí algo ocurrente y sin faltas de ortografía.

Con la tecnología de Blogger.