> Desigualdades - El gordo cabrón

Desigualdades

Este mediodía no sabía que hacer. El día está feíto y no me apetecía quedarme en el curro pero tampoco tenía nada pensado para hacer. Así que he salido a la calle y me he puesto a caminar sin ton ni son. Al cabo de un rato he llegado a un Outlet de Desigual, por el que paso a menudo cuando voy en moto por la mañana. He entrado, he cotilleado las prendas carísimas con un 70% de descuento y he cogido un par de pantalones para probármelos, uno de la 46 y otro, en plan chulo, de la 44. Me he probado primero el de la 44 y... ¡perfecto! Luego me he puesto el de la 46 y me quedaba enorme, así que queda aprobado que mi nueva talla es la 44 (34 si hablamos de levi's). No está mal si partimos de una 54.

He salido del probador, he dejado ambos pantalones sobre una mesa y he deshecho el camino, pues no tenía la más mínima intención de comprar nada, sólo curiosidad de gordo.

11 comentarios:

  1. Enhorabuena por esa nueva talla!

    ResponderEliminar
  2. Yo tengo tanta ropa de mis años mejores..... no veo la hora de calzarmela aunq todos me digan; hey! vas varios años atrasada!!
    Es que para mi es nueva, algunas cosas ni llegué a usarlas así q me daré el gusto y q la moda se vaya a freir esparragos o lo q sea q toque, jaja

    Más q felicitaciones por tu nuevo talle, ya no tendrás q pagar un pantalón 10 veces más de lo q vale! (Y no hablo de este cambio de 1 talle claro)

    ResponderEliminar
  3. mi problema es que la 46 es la talla más pequeña que tengo. de momento me vale aunque lleve la 44, pero si bajo otra ya tendré que sacar el monedero...

    aun me queda alguna que otra cosita más pequeña, pero poco y bastante cutrongo.

    aunque sarna con gusto no pica.

    ResponderEliminar
  4. FELICIDADES!!!

    Aunque tengas que rascarte el bolsillo, es motivo de alegría!

    A mi no me quedan pantalones de tallas pequeñas porque iba destrozándolos conforme iba engordando pero las partes de arriba equilibrarán el gasto, que no tengo más variedad y no me molesta tanto las flojeras...

    ResponderEliminar
  5. Me encanta tu curiosidad de gordo como lo llamas tu.. jajaa.. yo he hecho lo mismo algunas veces...aunque de momento no he comprao nada nuevo..asi de talla mas pequeña.. mas bien estoy esperando nadar en la ropa jajaja... :P

    ResponderEliminar
  6. jajajaja, la verdad es que esto me gustaria hacerlo! espero que pueda ya que estoy con el tratamiento del balón intragástrico, he de perder bastantes kilos pero no me doy por vencido!
    Por cierto, he creado un blog, pasate si quieres!

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  7. que bien, pues algo asi voy a tener que hacer yo, porque la ultima prenda que me compre fueron unos pantalones de la 48 a finales de noviembre, que me quedaban muy ajustados y ahora bailan un poco, igual una 46 me entra.. Bueno lo dejaré para el mes que viene, no vaya a ser que se me antoje comprar algo y la verdad, no me hace falta..

    ResponderEliminar
  8. Jo tio! q fuerza de voluntad tienes .Sigue asi. A ver si te tomo como ejemplo...

    ResponderEliminar
  9. sí, fijate que fuerza de voluntad la mía que me he pasado unos ocho años como un tonel con efecto yo-yó.

    lo que pasa es que hay que encontrar la motivación adecuada. y la niña y unos análisis de sangre chungos han sido la clave.

    ResponderEliminar
  10. Enhorabuena por esa talla!!!....Que gustito que da....

    Un abrazo
    David

    ResponderEliminar
  11. ERES MUY BUENA ONDA
    VISTE COMO NOS ENTENDEMOS DE BIEN, PASA QUE TENEMOS EL MISMO PROBLEMA , OTRO TIPO DE GENTE NO PODRIA ENTENDER EL MAL QUE TENEMOS , NO SOLO FISICAMENTE SINO TAMBIEN EN EL ALMA , EN EL ESPIRITU

    MUCHAS GRACIAS

    ResponderEliminar

Escribe aquí algo ocurrente y sin faltas de ortografía.

Con la tecnología de Blogger.